Misión

Sabemos que cuando una persona recibe en su corazón la Buenas Noticias de Cristo toda su vida se va a ver transformada. Y esto es precisamente lo que más alegría nos da. Nosotras sabemos que nuestro trabajo va a producir esta felicidad en nuestros hermanos, por eso, como María estamos siempre listas y dispuestas para ir al encuentro de ellos.

Y esta es la misión de las “Hijas de la Visitación de María” abrir el corazón de los hermanos para que acepten a Jesús como su Señor y Mesías y permitan que el Espíritu los transforme en nuevas creaturas. No podemos cansarnos de predicar y de anunciar a Jesús.

Sentimos la necesidad de hacer que la Evangelización sea “nueva en su ardor, nueva en su expresión y nueva en sus métodos” (Cf. DSD 28-30)